BIBENDUN

07/01/2016

Antonio Cancela, empeñado en conocer e indagar hasta la saciedad en todo lo referente a Michelin me explicaba con vehemencia el nacimiento y existencia del 'muñeco' imagen de la marca...

 

 Bibendun, sin duda, es el personaje publicitario más conocido del mundo; su peculiar silueta, su insólito nombre, todo en él es excepcional.

En febrero de 1893 André Michelin, defendiendo las ventajas de la llanta en una conferencia en el colegio de ingenieros civiles de París, lanza una frase que se convertiría en el lema de Michelin: "El neumático se traga el obstáculo".

En 1894 los hermanos André y Eduard Michelin visitan la exposición universal de Lyon, y al entrar en el stand Michelin se fijan en dos pilas de neumáticos de mayor a menor tamaño, que adornan la entrada del stand Michelín. Eduard le comenta a André: si tuviera brazos parecería un muñeco.

En 1897 el ilustrador Marius Rosillon (O'Galop) presenta a los hermanos Michelin un esbozo realizado para una cervecería que muestra a un bávaro levantando su copa bajo el lema "Nunc est bibendum" (ahora hay que beber), frase atribuida al poeta Horacio.

Este proyecto que O'Galop había presentado sin éxito a una cervecería de Munich, desencadena en André Michelin una asociación de ideas: el bebedor barrigón en el muñeco que vió en la pila de neumáticos en la exposición de Lyon.

Entre gambrinus que levanta el vaso, y "el muñeco de neumáticos", este último sustituye a gambrinus. El vaso de cerveza es reemplazado por una copa llena de clavos y cascos de botellas. Nunc est bibendum es traducido por "El neumáticos tragador de obstáculos"; acaba de nacer, en 1898, un auténtico icono publicitario.

El bautizo de Bibendum tiene lugar algunos meses más tarde, durante la carrera París-Amsterdam-París. El piloto León Théry, al ver llegar a André Michelin en su panhard-levassor nº 120, exclama: ¡ahí viene Bibendum! Esta frase lanzada al público seduce al fabricante que decide adoptarla.